Navidad es el milagro que se revela posible. Es encuentro entre profecía y realidad. Es lo imposible retirándose de la escena. No es fácil salir de la caja de nuestra mente y aceptar que lo imposible, no existe, pero a ello nos invitan…

Navidad es milagro, por ser la entrega total de un hombre a Dios, que le permite ser canal del Poder y el Amor de más allá de las estrellas, aquí, en Su sonrisa cotidiana. Aquí, en Su mirada de luz eterna. Aquí, en esta, nuestra misma amada tierra.

Cuando somos nosotros quienes como Él, nos entregamos a una causa noble, a un proyecto para el bien de todos, lo imposible acude a la cita, como entonces. Sonríe y nos invita a un pulso. Si lo aceptamos, nos opone la resistencia justa: todas nuestras fuerzas. Sostiene quieto su brazo entrelazado al nuestro, codo a codo… pasa el tiempo. Si nos mantenemos, nos mira; mide de nuevo… Vuelve a sonreír y como entonces, se retira.

Y somos Navidad.

Isabella Di Carlo

Ir a la sección de eventos

CATEGORÍAS